¿Cómo debemos prevenir las enfermedades cardiovasculares?

 

¿Qué es una enfermedad cardiovascular?

El término Enfermedad Cardiovascular (ECV) hace referencia a los trastornos del corazón y vasos sanguíneos –infarto de miocardio, insuficiencia cardiaca, arritmia, cardiopatía isquémica, muerte súbita o miocardiopatías, están en este listado de enfermedades cardiovasculares-.

Estas enfermedades siguen siendo la primera causa de muerte y discapacidad en algunos de los principales países desarrollados. Este año, la Fundación Española del Corazón (FEC) ha querido centrar la atención en el Día Europeo de la Prevención de Riesgo Cardiovascular, que se celebra cada 14 de marzo, en la hipertensión arterial. En España, según ha señalado la FEC, las muertes por enfermedades hipertensivas se han duplicado en la última década, registrándose en 2015 un total de 12.674 fallecimientos frente a los 6.661 registrados en 2005. Además, desde la FEC se ha alertado de que un 37,4% de la población sufre una enfermedad hipertensiva no diagnosticada.

Estos datos se han dado a conocer con motivo del Día Europeo de la Prevención de Riesgo Cardiovascular, en un análisis que abarca los datos estadísticos de los últimos diez años, y en el que también se se
ñala que las enfermedades isquémicas (infarto o angina de pecho), así como las cerebrovasculares (ictus) han sido las más mortales en 2015, aunque en el último decenio se haya logrado una importante reducción en fallecimientos por estas causas.

Factores de riesgo

Hay ciertos factores de riesgo que aumentan la probabilidad de padecer alguna enfermedad cardiovascular, como la hipertensión arterial, el colesterol, enfermedades como la diabetes o la enfermedad renal crónica, la obesidad, el tabaquismo o el consumo de drogas; o factores como el estrés, la contaminación o la apnea del sueño, entre otros.

Por ello, cada 14 de marzo se celebra Día Mundial de la Prevención de Riesgo Cardiovascular con el objetivo de concienciar sobre cómo es posible prevenir estas enfermedades a través de hábitos de vida más saludables –la alimentación saludable y el ejercicio físico desde la infancia y adolescencia son cruciales para tener una vida saludable de adultos-.

Prevención de riesgo cardiovascular

Cuando hablamos de prevención de las enfermedades cardiovasculares se hace referencia a un conjunto de acciones coordinadas y dirigidas a la población con el objetivo de eliminar o minimizar el impacto de las ECV y las discapacidades asociadas a dichas enfermedades.

Algunas de las medidas preventivas fundamentales para evitar las enfermedades cardiovasculares son:
  • Comprobar y controlar la presión arterial.
  • Conocer los niveles de colesterol, triglicéridos y glucosa, y mantener control continuado de los mismos.
  • Realizar ejercicio físico de manera regular (3 - 4 veces por semana, dedicando al menos  45 minutos)
  • Evitar el consumo de tabaco y alcohol.
  • Realizar pruebas para detectar la existencia de diabetes y controlarla en caso afirmativo.
  • Mantener una alimentación sana y equilibrada: consumir de manera abundante frutas, hortalizas y verduras, así como pescado, y reducir el consumo de sal y carne roja.
  • Mantener un peso saludable.



Además de seguir estos consejos, desde Povisa recomendamos acudir al médico especialista para obtener un diagnóstico y tratamiento adecuado.